Archivo de la etiqueta: batalla salon

La batalla por el salón

Creo que la televisión como hoy la conocemos no tiene futuro. Y no me refiero a la pantalla, sino al concepto de los canales que ofrecen una programación que no puedes personalizar: “café para todos”. ¿Por qué tengo que ver el telediario a las 21:00 y esperar a las 22:20 para que empiece la serie que me gusta? En otros posts he hablado de la importancia de los contenidos y del elemento social. En este artículo en la revista Anuncios (en la mitad inferior del PDF), hablo de algunas de las empresas que van a ayudarnos -si las cuestiones legales lo permiten- a escapar de las programaciones cerradas, consiguiendo al mismo tiempo hacerse un hueco en un lugar privilegiado: el salón de tu casa. Para quien quiera sentir envidia de los EE.UU.: Netflix.

Contenidos vs tecnología

Solemos oír a menudo que España está por detrás de muchos países de su entorno en cuanto al desarrollo de los medios digitales (y, por ende, en cuanto al desarrollo de la publicidad y el marketing digital). La explicación habitual suele apuntar a la insuficiente penetración de la banda ancha, sus costes, etc., etc.

Pero creo que comienza a haber un freno más importante que el tecnológico y es la escasísima oferta de contenido audiovisual bajo demanda de calidad. No es que este contenido no exista, sino que no resulta nada fácil obtenerlo -al menos de forma legal :-)-

¿Cuándo tendremos acceso al equivalente de hulu.com?

¿Cuándo podremos descargar películas o series en el iTunes Store español (o, en otras palabras, ¿cuando podrá el consumidor español ver en su iPod o en su AppleTV contenidos no pirateados)? Es bastante representativo comparar la web de AppleTV en EE.UU. con la de AppleTV en España: un mismo producto que ofrece un valor completamente distinto.

Parece ser que el motivo de nuestro retraso es la maraña legal que rodea a los derechos de distribución de las películas y las series. Sea cual sea la explicación, mientras no exista una oferta atractiva de contenido las posibilidades de los fantásticos dispositivos a los que tenemos acceso pueden quedarse a la mitad.

Pero hay esperanza :-): si llevamos la cuestión de los contenidos a “la batalla por el salón” (de la que he hablado en otras ocasiones), es interesante ver como sí hay progresos en el mundo de las consolas: en España ya es posible, por ejemplo, alquilar películas desde la Xbox, con lo que un único dispositivo conectado a la televisión permite jugar con videojuegos, reproducir DVDs y alquilar películas a través de Internet… y todo desde el sofá. Sony ya tiene una oferta similar en EE.UU. y Nintendo está poniendo en marcha la suya.

Si los fabricantes son capaces de desarrollar rápidamente su oferta de contenidos, en el hogar las consolas pueden convertirse en el dispositivo digital por excelencia. ¿Es posible que el PC vuelva a ser solamente una herramienta de trabajo?

La red social en el salón de casa

Hace unos días leí en Loogic que Comcast ha comprado Plaxo. Comcast es el mayor operador de cable y segundo mayor ISP de EE.UU. Y Plaxo era uno de “los clásicos” de la gestión de contactos profesionales: si cambio de trabajo y actualizo mis datos en Plaxo, todos mis contactos que también sean usuarios de Plaxo reciben la actualización automáticamente.

Al principio me vino a la mente la adquisición de Skype por parte de eBay, que todavía hoy parece no tener demasiado sentido. ¿Por qué ahora una operadora compra un servicio de gestión de contactos profesionales?

Pero, después de investigar un poco más, empiezo a pensar en esta adquisición como parte de “la batalla por el salón“:

  • Aunque la tendencia es consumir cada vez más contenido a través de Internet en lugar de a través de la TV, lo cierto es que la televisión de plasma de 42 pulgadas ocupa un lugar privilegiado en la casa
  • La suma de los dos fenómenos anteriores es una de las ideas centrales de la convergencia digital: ¿cómo podemos fusionar TV e internet para combinar lo mejor de los dos mundos mientras estamos cómodamente sentados en el sofá?
  • Ha habido múltiples intentos de hacer realidad la convergencia, pero nadie ha dado aún con la fórmula mágica (si es que existe) y la batalla continúa: Windows Media Center, Apple TV, Playstation 3, etc.

Comcast tiene nada menos que 24,2 millones de clientes de TV por cable y es probable que les preocupen las cifras de consumo de contenido online en detrimento de la televisión. En este contexto, parece ser que lo que interesa a Comcast no es el Plaxo original, sino su reciente y, para muchos, tardía evolución hacia una red social más al estilo de Facebook, incluyendo “Pulse”, el equivalente a las “Noticias Recientes” que encontramos al entrar en Facebook. Lo especial de Pulse es que permite integrar contenidos de muchos otros servicios: blogs, Flickr, del.ici.ous, digg, Twitter, etc.

La batalla de la convergencia se ha planteado muchas veces desde un punto de vista tecnológico o incluso de hardware: “¿y si conseguimos poner un PC en el salón?… ¿o un navegador en la TV?”. Lo interesante del proyecto de Comcast es que parece apuntar más a la experiencia de usuario que a la tecnología. La pregunta sería: “¿Y si conseguimos que la experiencia de las redes sociales continúe en la TV?: comentar los programas que estamos viendo, ver qué ven nuestros amigos, compartir nuestra programación favorita…”

La idea es buena pero, como comentaba en otras ocasiones, a veces lo más complicado es la ejecución: ¿será Comcast capaz de hacerla realidad?